viernes, 27 de marzo de 2015

Reseña de Película: Rollerball, 1975


Rollerball
(1975)


 
Ficha Técnica
Director: Norman Jewison 

Productor: Norman Jewison para United Artist 
Guión: William Harrison, basado en su relato "Roller Ball Murders" 
Fotografía: Douglas Slocombe 
Música: Tomaso Albinoni, Johann Sebastian Bach, Dmitri Shostakovich, Pyotr Ilyich Tcaikovsky 
Efectos especiales: Sass Bedig, John Richardson, Joe Fitt
Montaje: Anthony Gibbs
Intérpretes: James Caan (Jonathan E.), John Houseman (Bartholomew), Maud Adams (Ella), Ralph Richardson (bibliotecario), John Beck (Moonpie), Moses Gunn (Cletus), Pamela Hensley (Mackie), Barbara Trentham (Daphne), John Normington, Shane Rimmer, Burt Kwouk, Nancy Bleier, Robert Ito, Anthony Chinn, Craig R. Baxley...
Nacionalidad y año: USA 1975
Duración: 129 min. 



Sinopsis: En el año 2018, el mundo se encuentra agrupado en seis corporaciones: Energía, Alimentación, Lujo, Vivienda, Comunicación y Transporte. La tranquilidad social es absoluta, pero la gente carece de libertad. Se desahogan con el Rollerball, un violento juego donde los jugadores se juegan la vida en cada encuentro

Hasta ahí todo bien, ¿no? Pues ahora las cosas se complican, las seis corporaciones que controlan TODO y que han creado el Rollerball han diseñado dicho deporte de manera que no genere estrellas, el equipo es lo importante, y los individuos no deben sobresalir de la masa, esos son los principios que rigen no solo el deporte, sino también la sociedad entera. Pero hay un problema, Jonathan E., el capitán del equipo de Energía al que ha llevado a la victoria en años sucesivos y lo han convertido en máximo anotador, haciendo de él una rareza, una estrella.

El ascenso de Jonathan E. en el Rollerball, un deporte que Mr. Bartholomew, un ejecutivo de alto nivel de la corporación Energía ha descrito como "diseñado para mostrar la futilidad del esfuerzo individual", es una anomalía que no puede ser tolerada, por lo que se le presiona para que voluntariamente se retire (un despido por parte de la corporación produciría, dado su fama, un efecto contrario al deseado), al tiempo que las reglas de juego son cambiadas para hacer del rollerball un deporte más letal, a fin de conseguir una alternancia en la cumbre de la competición y que el equipo de Energía no gane este año (todo esto con la connivencia de la corporación Energía).