viernes, 26 de junio de 2009

Tradición vs Novación

(Preceptos del Arte)[1]

 ... unos preceptos que deberían ser básicos...

A continuación enumero una serie de preceptos que a mi entender deberían ser seguidos por todos os Wicca; no se refieren las reglas que todos conocemos, sino que son unas guías de comportamiento a fin de logra el entendimiento entre los diferentes miembros de la Wicca (y de otros grupos afines).

Dominio: Tus herramientas son tu dominio, tu Sancta es tu dominio, tu lugar de residencia es tu dominio, la gente que te rodea forman parte del dominio. Protege tu dominio, cada uno es rey en su dominio, no dejes que otros lo mancillen o lo insulten. Las ciudades son dominios compartidos, pues son el dominio por igual de todos los Wicca residentes. La reunión de los Ancianos de un dominio-ciudad se denominará Concejo.

Respeto: El dominio de otros Wicca debe ser respetado. Respeta a los otros, sea cual sea su Senda Wiccana. Respeta a los ajenos (a aquellos que no son Wicca), sean cuales sean sus creencias.

Obediencia: Los ancianos del Coven recibirán obediencia ante las decisiones que estos tomen. Los Wicca residente recibirán obediencia de los visitantes en su dominio. El límite de la obediencia serán las Leyes Wicca. Obedecerás las Leyes y la Rede sobre todas las cosas. Obedecerás a los Ancianos y acataras sus normas, pues la experiencia merece respeto.

Solitarios: Respeta a los solitarios, pues su camino es el más arduo de todos, independientemente de su Senda Wiccana, respeta a los eclécticos, pues de ellos surgen teorías novedosas. Los solitarios y los eclécticos respetarán a aquellos que no lo son, pues todos en el arte deben ser respetados. un solitario será considerado como Anciano en lo que respeta a sus con los Coven, salvo que él mismo decida abandonar esa posición.

Sacerdocio: Todos los Wicca son sacerdotes, no hay simples creyentes, pues cada uno es a la vez maestro y aprendiz.

Hospitalidad: Da y recibirás. Agradece la hospitalidad que recibas cuando estés fuera de tu dominio. Da hospitalidad a aquellos que lleguen a tu dominio. Pues estamos unidos en la Wicca, independientemente de la Senda que sigamos.

Separación / Ostracismo: Es el mayor castigo que un Wicca puede recibir. Su duración máxima será de un año y un día. La separación sólo podrá ser impuesta por los Ancianos del Coven. Durante ese tiempo el individuo no podrá participar en las ceremonias del Coven. El ostracismo se aplicará a los solitarios, y requerirá acuerdo mayoritario de todos los antiguos del dominio en Concejo por mayoría de dos tercios. Durante un año y un día el individuo no podrá tomar parte en ceremonias conjuntas con otros del dominio. Pasado el plazo de un año y un día, en ambos casos (o antes si así lo decide el Coven o el Concejo), el individuo podrá volver celebrar ceremonias con otros Wicca.




[1] No es mi intención indicar unas normas fijas, sino que considero que estos preceptos pueden ayudar a la convivencia del Arte. Considerar a los solitarios como Ancianos, independientemente de su experiencia puede parecer que favorece a los solitarios, pero esto queda equilibrado por la falta del apoyo del Coven, que poseen los que pertenecen a uno.